Cuesta al país 94 mil millones de pesos al año la congestión vehicular

Redacción  Noticias MX.- De acuerdo con el Instituto Mexicano para la Competitividad A.C. (IMCO) y la organización Sin Tráfico, la congestión vehicular en 32 ciudades cuesta al país 94 mil millones de pesos al año, equivalente al triple de la inversión proyectada en transporte público para la Ciudad de México en el periodo 2018- 2024. 

Además, una persona gasta al año un promedio de 100 horas en el tránsito vehicular, y la cifra se incrementa a 118 para quienes viajan en transporte público, mientras que los usuarios de automóvil pierden 71 horas al año.

Es decir, añade el informe, con el tiempo que los usuarios pasan en el tráfico podrían hacerse acreedores a 11 días adicionales de vacaciones y generar 3 mil 875 pesos cada uno al año, con lo que una persona podría comprar 2.5 canastas básicas.

Durante la presentación del estudio "El costo de la congestión: vida y recursos perdidos", las organizaciones aseguraron que las ciudades mexicanas no miden los efectos que la congestión vehicular tiene en la población, lo que, aunado a la falta de políticas públicas e inversión para garantizar mejor servicio de transporte, deriva en altos costos para los usuarios.

Esto último, agregaron, se traduce en condiciones desiguales para los ciudadanos, pues quienes usan el transporte público pierden 69 mil millones de pesos en oportunidades de ingreso, casi tres veces más que quienes utilizan el automóvil y pierden 25 mil millones de pesos al año.

 

 

Según Apro, en el primer estudio de este tipo que se realiza en el país, IMCO y SinTráfico advirtieron que las ciudades más afectadas por el costo económico de la congestión vehicular son: la Zona Metropolitana del Valle de México, con más de 47 millones; Monterrey, con casi 10 mil millones; Guadalajara, con ocho mil millones; Puebla y Tlaxcala empatan en el cuarto sitio con cuatro mil millones.

Además, las más afectadas en relación con el tiempo son: la Zona Metropolitana del Valle de México, con 146 horas; Toluca, con 116; Puebla y Taxcala, con 114; Monterrey, con 113 y Acapulco, con 112 horas.

Aunque en México -acusaron las organizaciones-, la mayor parte de la población usa el transporte público o camina, los gobiernos no destinan recursos a este servicio en la misma proporción, pues tan sólo en 2016, 18 de las 32 urbes analizadas no invirtieron nada en transporte público, a pesar de recibir 57 mil millones de pesos del fondo metropolitano.

Es decir, 47% del fondo de movilidad es invertido en infraestructura para automóviles, cuando sólo el 25% de la población lo utiliza.

En contraparte, el transporte público sólo recibe 1.2% del presupuesto asignado a movilidad y es usado por el 39% de la población, con proporciones similares para todo el país.

Por ello, IMCO y SinTráfico proponen invertir en transporte público seguro, eficiente y limpio conforme a la proporción de usuarios y en infraestructura para movilidad no motorizada, así como hacer al transporte público sostenible, con descuentos para la población vulnerable; y fomentar la evolución hacia ciudades inteligentes con sistemas centralizados de información que ayuden a los usuarios a tomar la mejor decisión para sus traslados.

Además, las organizaciones plantean desincentivar el uso del automóvil a través de impuestos verdes como la tenencia y los impuestos a gasolinas; así como hacer eficiente el uso del espacio público a través de parquímetros, cobro de vialidades urbanas, cargo por congestión y poner límites máximos de unidades.

Fomentar el crecimiento urbano compacto, con permisos de uso de suelo mixto, mayores alturas de construcción, la eliminación de requerimientos mínimos de cajones de estacionamientos (como en CDMX y Guadalajara) y la promoción e incentivos para las construcciones de vivienda en zonas centrales también fueron algunas de las propuestas de estos centros de investigación.

JAM 
 

Tu opinión es importante